¡Súmate a su VISIBILIDAD!
SUSCRÍBETE

Pixu, capitana del AEM: “El crecimiento del club no deja de sorprenderme”

LA ENTREVISTA
26/11/2020 | Manel Expósito
Vanesa Núñez lidera al conjunto ilerdense en Reto Iberdrola desde que debutara con el primer equipo siendo aún Infantil
Pixu, capitana del AEM: “El crecimiento del club no deja de sorprenderme”
Manel Expósito

Quizá el nombre de Vanesa Núñez no lo acaben de ubicar o relacionar con ningún equipo o club de nuestro fútbol. Pero si le añadimos el apodo de 'Pixu' ya se empezaran a hacerse una idea de quien se trata. Pero para aquellos que aún estén un poco más pérdidos les acabamos de presentar a la protagonista de hoy. Vanesa Núñez Capón (Alcoletge, 1992), más conocida futbolísticamente como 'Pixu', es la capitana del AEM. Desde los 11 años forma parte del primer equipo del conjunto de Reto Iberdrola y con 28 es la jugadora que más temporadas acumula en la entidad ilerdense.


Con 12 años ya debutó con el primer equipo del AEM, en categorías interterritoriales, y dirigió durante cuatro campañas al Infantil femenino del club. En definitiva, lo que se conoce como una jugadora de club.


17 temporadas defendiendo el mismo escudo pero sus inicios no fueron en Lleida capital.

Yo jugaba en el patio del colegio con los amigos, como cualquier niño. Entonces se creó el club de fútbol en mi pueblo (Alcoletge) y necesitaban jugadores. Entonces los amigos me convencieron para unirme. Con 8 años me federé y jugué con niños desde Alevín a Infantil, porque ya no habían más categorías. Con 11 años fui al AEM y seguí jugando con niños, a la vez que jugaba con el primer equipo femenino. El único que había.


¿¡Con 11-12 años ya jugaba con el primer equipo!?

Sí, era el único equipo femenino amateur que había. Aun así, con todos los respetos, prefería ir a jugar con los niños porque las de chicas eran categorías muy flojas. Disfrutaba mucho más jugar en categoría masculina. El Femenino A jugaba por entonces en una categoría interterritorial, contra otros equipos de la comarca de Lleida y en campos de tierra.


¿Cuando se produjo el crecimiento del club?

En los primeros años fuimos un poco equipo ascensor, subiendo y bajando de categoría. Fueron unos años complicados al principio y hasta que no se ascendió a Nacional (Segunda División por entonces) el club no se asentó y empezamos a mirar más hacia arriba.


Aún así, ¿todavía estaba en una edad formativa?

Sí, correcto. A mí me hubiera gustado seguir jugando con niños porque se gana más fuerza y resistencia. Verme con gente tan grande cuando aún eres tan joven, impresiona.


¡Qué orgullo haber vivido todo este cambio y crecimiento!

Y me sigue sorprendiendo la cantidad de equipos femeninos que tiene ahora el club. Son unos 8-9 conjuntos de base femenina en esta temporada, pero echas la vista atrás y recuerdas cuando estuvo a punto de desaparecer el Femenino A. ¡Imagínate! Nunca dejas de sorprenderte de ver a las jugadoras de la cantera que vengan a ver al primer equipo y lo vivan tan intensamente siendo tan jóvenes. Tienen mucha pasión.


Solo tiene 28 años y ha dedicado más de 20 al deporte ¿A qué has tenido que renunciar?

Se renuncia a la festividad los fines de semana, a los cumpleaños con los amigos (diría que no he disfrutado de ninguno durante la temporada). Pero es algo que decides tú mismo. Yo priorizo el fútbol a salir de fiesta un sábado. Aunque por motivos laborales, en los últimos tres años he tenido que renunciar mucho más al fútbol. Eso duele más pero ya no puedo decidir.


¿Tantos años en el AEM no le hace querer experimentar nuevas sensaciones?

Te seré sincera. Cuando tuve la oportunidad de jugar en Primera División no la aproveché y...no es que me arrepiente...porque todo ocurre por algún motivo pero...creo que hace tiempo que debería haberme ido para poder debutar en Primera. Ahora eso me queda muy adentro, el no haberlo aprovechado.


Seguro que el AEM siempre le apoyará en esta decisión que pueda tomar.

Quiero pensar que si llegara ese día todos estaríamos muy contentos y me ayudarían a hacer salto. Aunque con 28 años soy consciente que la Primera División busca jugadoras no más jóvenes, porque no me considero mayor, pero sí que les puedan aportar más trayectoria. Por esa parte, no quiero ser pesimista, pero pienso que mis años acabaran en el AEM.


O en Primera División con el AEM...

Ojalá pudiera cumplir ese sueño de llegar a Primera con el escudo del AEM. Económicamente no es fácil y no es igual fichar en Lleida que en Barcelona. Pensar en el ascenso a Primera es complicado. Tenemos los pies en el suelo ante un hito difícil.


El sueño por eso está más cerca esta temporada que no hace tres o cuatro años.

Desde luego. El club ha tenido un crecimiento gigantesco. Esta misma pregunta hace cinco años, pero con la categoría que estamos ahora y jugando contra los equipos que estamos compitiendo hubiera sido una locura de pensar. Cada partido es un reto para nosotros.


Aem


¿Le gusta el modelo de competición actual?

A mí personalmente no me gusta. Tenemos un grupo mucho más competitivo y estaría más compensado si se hubiera hecho otra distribución. A partir de aquí, tengo la confianza que podamos clasificarnos para la fase de ascenso y competir contra los rivales de arriba. Con las incorporaciones que hemos tenido esperamos luchar por ellos.


Tantos años en el club le hará ser una referencia.

Nunca he tenido un plus de exigencia añadida, sino que me he visto como una más del equipo. Es verdad que viendo a las jugadoras pequeñas te exiges más por ese respaldo y apoyo que recibes. Ni mucho menos me veo una institución como me puedan ver, intento aportar mi juego en el equipo. Estoy muy cómoda en el AEM y me gusta vestir cada fin de semana esta camiseta.

MÁS NOTICIAS FÚTBOL FEMENINO:
VOLVER
Pixu, capitana del AEM: “El crecimiento del club no deja de sorprenderme”
FacebookTwitterInstagramYoutube
SUSCRÍBETE